Cómo sobrevivir con tu empresa en la situación actual (II): 6 consejos para pymes

Desde el Departamento Financiero de Iberfinancia Consultores seguimos con este especial sobre estrategias para superar la crisis y compensar la caída en facturación. Hoy nos centramos en seis medidas que pueden adoptar las pymes para enfrentarse al entorno económico adverso.

1-Estrategia de liderazgo en costes:

Buscar materias primas de menor precio, reducir gastos de transporte, nueva localización con menos costes, optimizar procesos para hacerlos más eficientes. El objetivo es conseguir un producto que se pueda vender a un precio inferior al de la competencia. Aquellas empresas que tienen un modelo de negocio centrado en el low-cost podrán disponer de una oferta de producto/servicio más atractiva para el consumidor, ya que éste ha perdido poder adquisitivo.

La preocupación por los costes no debe ir en menoscabo de otros factores, como la calidad, dado que el cliente no comprará el producto si no satisface sus necesidades.

2Innovación:

Innovar es la mejor manera de garantizar la permanencia de la empresa en mercados competitivos, pero esto requiere de talento, tiempo y recursos. Innovar no es sencillo y no es posible improvisar, se necesita una cultura empresarial que lo haya interiorizado en toda su organización y lo mantenga como premisa a lo largo del tiempo.

Hay muchas oportunidades para la innovación: en marketing, en producto, en sistemas de precios, en publicidad y promoción, en tecnologías de producción, en procesos: nuevas formas de llegar a los clientes o de reducir costes.

3-Diferenciación:

La empresa se centra en que el producto o servicio tenga alguna característica que pueda ser valorada por los clientes y que no esté disponible en la oferta de los competidores:

  • Mayor calidad.
  • Plazo de entrega más corto.
  • Mejor servicio.
  • Mejoras técnicas.
  • Servicio postventa.
  • Servicio técnico.
  • Servicio de recompra o devolución.

4-Concentración del negocio:

Consiste en llevar el negocio a un segmento concreto del mercado: detectar un grupo definido de población (elegido por edad, sexo, localización geográfica, gustos, nivel cultural, etc.)   y ofrecerle un producto adaptado a sus necesidades. Se trata de encontrar un nicho de mercado que no esté suficientemente atendido, una demanda insatisfecha que pueda aprovechar la empresa para generar facturación y rentabilidad.

5-Internacionalización:

La internacionalización es accesible también para las pequeñas y medianas empresas. El salto de un mercado nacional a un mercado exterior supone para la PYME un reto y una oportunidad para incrementar el número de clientes y su facturación.

Una empresa puede tomar la decisión estratégica de internacionalizase para seguir creciendo, ya que el mercado nacional es limitado o está recesión. Es una excelente fórmula para compensar una caída de la demanda en el mercado interno.

6-Aprovechar oportunidades de compra de activos:

Si pese a la caída en ventas, la situación de la empresa es saneada, es posible acceder a oportunidades de compra de locales comerciales, oficinas, naves… También el cierre de muchas empresas favorece el resurgir del mercado de segunda mano para activos fijos productivos en ofertas muy atractivas. Ahora es un buen momento para poner las bases para ganar cuota de mercado:

  • Ampliar la red de tiendas.
  • Abrir nuevos almacenes.
  • Adquirir fábricas a buen precio.
  • Comprar maquinaria de oportunidad.
  • Comprar empresas competidoras.
  • Mejorar la flota de vehículos.

Dejar un comentario